La Comisión BIM estrena página web con nuevos servicios

La pasada semana, el Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana lanzó la web https://cbim.mitma.es/comision-bim, el portal de la Comisión Interministerial BIM con carácter divulgativo y orientativo, que pretende poner a disposición de cualquier persona interesada, información sobre las actuaciones de esta Comisión y otras cuestiones en el ámbito de la construcción y licitación bajo la metodología BIM.

La Comisión Interministerial BIM tiene como finalidad impulsar y garantizar la coordinación de la Administración General del Estado, y sus organismos públicos y entidades de derecho público vinculados o dependientes, en la implantación de la metodología BIM en la contratación pública. Se constituyó en abril de 2019, está presidida por un representante del Ministerio de Fomento y cuenta también con representantes de los Ministerios de Hacienda, para la Transición Ecológica, de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, del Interior, de Educación y Formación Profesional, de Industria, Comercio y Turismo, de Economía y Empresa y de Ciencia, Innovación y Universidades.

Las funciones de la Comisión son: elaborar un Plan de incorporación de la metodología BIM, seguir las medidas contenidas del Plan, realizar acciones de información y formación del personal en el ámbito profesional y docente de la construcción, representar al Reino de España en los distintos foros internacionales, y recibir e intercambiar información entre los distintos ministerios.

Imagen de la nueva web de la Comisión Interministerial BIM.

Imagen de la nueva web de la Comisión Interministerial BIM.

Observatorio para conocer el nivel de implantación BIM en el sector

Entre las distintas secciones de la página web destaca el Observatorio CBIM, en el que se revisa periódicamente la publicación de licitaciones públicas en el Boletín Oficial del Estado y otros boletines, identificando la incorporación de requisitos BIM, y se lleva a cabo un análisis cuantitativo y cualitativo de esa información. Mediante un ‘Cuadro de Mando’ se puede verificar cómo ha progresado la inclusión de requisitos BIM en las diferentes licitaciones públicas, así como el modo en el que la precisión de dichos requisitos ha ido evolucionando. Este ‘Cuadro de Mando’ se complementa con una serie de Informes Trimestrales del Observatorio.

La información que proporciona este Observatorio supone un indicador muy importante para conocer el nivel de implantación BIM en el conjunto del sector de la construcción, más allá del marco estricto de las propias licitaciones públicas, pues la inclusión de requisitos BIM en estas licitaciones puede actuar como motor impulsor en las empresas, para que aborden la inclusión de procesos BIM en sus organizaciones.

Trabajadores de la Fundación Laboral utilizando ordenadores.

Trabajadores de la Fundación Laboral utilizando ordenadores.

También podemos encontrar en esta web una relación de Proyectos y Experiencias en el ámbito estatal desarrollados bajo la metodología BIM, una Biblioteca de Documentos con acceso a la descarga de documentos de interés en el uso de la metodología BIM en la licitación pública o en general, actualizada periódicamente conforme avancen los trabajos de la Comisión o se publiquen documentos de interés por otras organizaciones, la sección BIM en el Mundo, donde se informa de las iniciativas nacionales de implantación BIM en diferentes países y una recopilación de noticias de Actualidad e información sobre Eventos relacionados con BIM.

Desde la Fundación Laboral de la Construcción esperamos que el Plan de incorporación de la metodología BIM liderado por esta Comisión se traduzca en una palanca clave para la necesaria digitalización del sector de la construcción.

* Accede al portal web de la Comisión Interministerial BIM.

Autor de este post: David Rodríguez Ruiz, responsable de CRM y de “EntornoBIM”, de la Fundación Laboral de la Construcción.

Related Post

Investigadores de la Universidad de Almería diseñan un programa que consigue un ahorro energético del 11 % en edificios

El grupo de investigación Automática, Electrónica y Robótica de la Universidad de Almería (UAL) ha diseñado un programa automático de control térmico y lumínico que logra un ahorro eficiente del 11 % en edificios. El sistema es capaz de predecir la temperatura adecuada para los usuarios de un edificio y de adaptarse a su actividad en una estancia concreta.

Este prototipo funciona con un modelo matemático que ajusta el calor en función de distintas variables, como puede ser el clima exterior, pudiendo obtener, además de un ahorro energético importante, una mayor comodidad térmica y lumínica del usuario, según señala la Fundación Descubre.

Además, el programa es capaz de integrarse en instalaciones de calefacción, ventilación, aire acondicionado y luminarias ya existentes, al mismo tiempo que aprovecha los dispositivos de energías renovables existentes, si los hubiera, para realizar un consumo más eficiente, reducir la producción de CO2 y rebajar costes.

Grupo de investigación Automática, Electrónica y Robótica de la Universidad de Almería. Fuente: Fundación Descubre.

Grupo de investigación Automática, Electrónica y Robótica de la Universidad de Almería. Fuente: Fundación Descubre.

¿Cómo funciona? Tal y como apuntan los investigadores, en función de las condiciones climáticas externas, del trabajo que se realiza en cada estancia del edificio o de las fuentes de energía disponibles, el sistema es capaz de determinar una serie de soluciones que aseguren el confort térmico y una iluminación apropiada para los usuarios de un edificio, todo ello asegurando un bajo consumo energético.

Posteriormente, el sistema aplica modelos matemáticos para predecir las condiciones climáticas en el exterior y en el interior de las diferentes estancias, así como la energía que producen las instalaciones auxiliares de energías renovables del edificio. De este modo, el programa decide qué solución se adapta mejor a cada uno de los espacios.

El estudio ‘Multiobjective control architecture to estimate optimal set points for user comfort and energy saving in buildings’, publicado en ISA Transactions, recoge los resultados obtenidos después de un año de funcionamiento de este sistema.

Esquema del funcionamiento del sistema. Fuente: Fundación Descubre.

Esquema del funcionamiento del sistema. Fuente: Fundación Descubre.

El sistema elige la fuente energética disponible más idónea para ahorrar gastos

Para desarrollar el programa, el equipo de investigadores analiza las necesidades de cada usuario y las relaciona con el consumo energético del edificio durante un tiempo establecido. De esta manera, se estudia el rendimiento de los sistemas de calefacción o ventilación y define las carencias de los mismos.

Por lo general, el sistema funciona con edificios que consumen energía eléctrica. Sin embargo, si el edificio cuenta con instalaciones auxiliares, el sistema puede optar por la fuente energética más idónea para ahorrar gastos y que mejor se ajuste a las necesidades del edificio.

Este sistema se ha probado en el edificio Ciesol del Centro de Investigación de Energía Solar (UAL-CIemat), durante los meses de marzo a julio. Tal y como apuntan los investigadores, en caso de implantarse en otro edificio, el sistema necesitaría recopilar previamente un año de datos para poder adaptar los parámetros que utiliza para predecir la temperatura y la iluminación adecuadas en el nuevo entorno.

Esta investigación ha sido financiada por el proyecto Chromae (DPI2017-85007-R), el Plan Estatal de Investigación Científica y Técnica y de Innovación 2017 del Ministerio de Ciencia e Innovación, el Fondo Europeo de Desarrollo Regional (EU-ERDF) y fondos propios de la Universidad de Almería.

Related Post

¿Cómo cambiará el Covid-19 la arquitectura del futuro?

La crisis sanitaria originada a raíz del Covid-19 se está dejando ver en los diferentes sectores de la economía, entre ellos, la arquitectura. El periodo de confinamiento y las diferentes medidas de desescalada están poniendo de manifiesto deficiencias y necesidades de nuestras viviendas, edificios y ciudades, que tendrán que ser revisadas por los estudios de arquitectura.

A través de una serie de entrevistas realizadas por el diario ABC, once arquitectos españoles analizan la situación que está viviendo el sector de la arquitectura y estudian de qué manera el paso de esta pandemia cambiará las viviendas, edificios y ciudades del futuro.

Emilio Tuñón, del estudio Tuñón Arquitectos, considera que aunque la construcción ha parado solo unos días, durante la pandemia se han ralentizado los procesos constructivos, lo que ha supuesto grandes pérdidas. En cuanto al futuro de la arquitectura, Tuñón considera que la mayoría de las ciudades y arquitecturas serán “insensibles” al paso del coronavirus, ya que los cambios en la arquitectura son lentos. Augura que, debido al teletrabajo, se destinará una menor superficie a oficinas, en beneficio de las viviendas de lujo. A nivel general, Tuñón considera que la brecha de clases será mayor y más agresiva.

 

Juan Pablo Rodríguez Frade, del Estudio de Arquitectura Frade Arquitectos, S.L., lamenta el bloqueo sufrido debido a la paralización temporal de las obras. En lo que se refiere al futuro de la arquitectura, Rodríguez Frade prevé que, además de las medidas de seguridad de acceso a los edificios, se llevarán a cabo acciones de adecuación en los espacios de uso público: colegios, espacios deportivos o de ocio. En cuanto a los exteriores, el arquitecto apuesta por redimensionar aceras, parques y prevé un desarrollo de ciudades “más amables”, con espacios públicos más anchos y espaciosos, y viviendas con más terrazas.

Más zonas verdes y espacios públicos más anchos, entre las propuestas más señaladas por los arquitectos. Fuente: Nerea Martí. Unsplash.

Más zonas verdes y espacios públicos más anchos, entre las propuestas más señaladas por los arquitectos. Fuente: Nerea Martí. Unsplash.

Por su parte, Carlos Rubio Carvajal, de la firma Rubio Arquitectura, asegura que sí habrá una “sociedad poscoronavirus” y, por tanto, una “arquitectura poscoronavirus”, en la que se replantearán diseños e introducirán espacios para nuevas funciones. Asimismo, considera que las certificaciones existentes o el Código Técnico de la Edificación (CTE) se tendrán que adaptar a nuevas exigencias en materia sanitaria. Asimismo, prevé cambios en las viviendas, con la aparición de nuevos espacios o donde se dará una mayor importancia a las terrazas; en los edificios públicos, donde se reforzarán las medidas higiénicas y que eviten el contacto físico, y en las ciudades, que contarán con más espacio público y menos vehículos particulares estacionados, dedicándose las calles a la circulación.

“La calidad del espacio urbano contribuirá a mejorar la calidad de vida de los ciudadanos”

Fuensanta Nieto y Enrique Sobejano, del estudio Nieto Sobejano Arquitectos, coinciden con el sentir general de que la pandemia y el confinamiento conllevarán cambios. En su opinión, se han puesto de manifiesto problemas arquitectónicos sobre los límites entre el espacio privado y el público. En el ámbito de la vivienda, destacan que el confinamiento ha hecho que la gente sea consciente de la importancia de la calidad del espacio que habitamos, y consideran que se prestará una mayor atención a nuevos aspectos como la luz y la ventilación natural o la flexibilidad del espacio. En la ciudad, los arquitectos creen que se ampliarán los espacios de uso público, se limitará la circulación de vehículos a motor o se aumentarán las áreas verdes. En su opinión, la calidad del espacio urbano contribuirá a limitar futuras crisis sanitarias y a mejorar la calidad de vida de los ciudadanos.

Para Luis Vidal (Luis Vidal + Arquitectos), la clave para afrontar esta situación será la flexibilidad de los diseños para equilibrar la libertad y la seguridad de las personas. En este sentido, Vidal apuesta por la inteligencia artificial o el uso de materiales donde los virus no resistan. Asimismo, considera que para evitar grandes afluencias, se llevarán a cabo reducciones de aforos y controles de accesos. En materia de vivienda, Vidal cree que se primarán la luz natural, la ventilación natural cruzada, y los espacios más flexibles, adaptados a las necesidades de cada momento.

Varios arquitectos coinciden en destacar la importancia que tendrán las terrazas en las viviendas tras el paso del coronavirus.

Varios arquitectos coinciden en destacar la importancia que tendrán las terrazas en las viviendas tras el paso del coronavirus. Fuente. Alek Aleksanian. Unsplash.

Juan Herreros (estudioHerreros) apuesta por la colaboración entre los más veteranos y los jóvenes en el mundo de la arquitectura. Herreros considera que las ciudades del futuro contarán con más naturaleza, se dará más importancia al plano del suelo y se buscará reducir la contaminación. Asimismo, considera que los edificios deberán ofrecer una flexibilidad que les permita cambiar de uso y contar con espacios de uso colectivo. En la vivienda, Herreros cree que se valorará contar con una terraza abierta, así como espacios de trabajo y de intimidad.

Por su parte, Antonio Ortiz (Cruz y Ortiz Arquitectos) cree que las oficinas dejarán de ser espacios muy unitarios y flexibles. También considera que cambiarán ciertos aspectos del diseño de hospitales. Sin embargo, no cree que haya que esperar un cambio radical del paradigma, ya que cree que la tendencia a la concentración de la población en las ciudades no va a cambiar.

Por último, para Ramon Vilalta, Carme Pigem y Rafael Aranda (RCR Arquitectes), el paso de la pandemia servirá para que la arquitectura busque equilibrar la balanza entre los espacios públicos y privados. Además, consideran que el confinamiento ha posicionado a la arquitectura del hogar como servicio esencial, ya que ha puesto de manifiesto cómo “los espacios en los que vivimos nos afectan en todos los sentidos”. Sin embargo consideran que, debido a los tiempos que maneja la arquitectura, la crisis afectará más al sector dentro de un año que hoy, por lo que habrá que prepararse y prever.

Fuente: Diario ABC.

Related Post