La evaluación y control de riesgos higiénicos en construcción, protagonistas del último webinar de la Fundación Laboral

La Fundación Laboral de la Construcción, a través de su área de Seguridad y Salud, celebró, el pasado jueves, 27 de mayo, un encuentro técnico on line, centrado en la presentación de interesantes novedades sobre determinadas herramientas, servicios y soluciones técnicas, que permiten resolver con especial eficacia la evaluación, gestión y control de los riesgos higiénicos en las obras de construcción.

Para ello, el webinar contó con la participación de dos empresas de especial relevancia, experiencia, y especialización en la materia como son Hilti y Valora Prevención.

Durante una hora de duración, los asistentes pudieron conocer nuevas herramientas y soluciones técnicas, así como procedimientos y metodologías de mediciones y análisis, con ejemplos prácticos en materia de evaluación y control de riesgos higiénicos, tales como: polvo en suspensión, ruido, vibraciones, productos químicos, etc.

Mario Segura, responsable de Medioambiente, Seguridad y Salud de la Fundación Laboral de la Construcción de Castilla-La Mancha, fue el encargado de explicar las diferentes herramientas y recursos relacionados con los riesgos higiénicos en las obras de construcción que la FLC pone a disposición del sector en la renovada web LineaPrevencion.com, entre los que se encuentran manuales, vídeos, carteles y trípticos, páginas web y todo un elenco de materiales para divulgar la prevención de este tipo de riesgos en el sector.

Mario Segura, responsable de Medioambiente, Seguridad y Salud de la Fundación Laboral de la Construcción de Castilla-La Mancha

Mario Segura, responsable de Medioambiente, Seguridad y Salud de la Fundación Laboral de la Construcción de Castilla-La Mancha

Entre todos ellos, destacó recursos relacionados con los agentes físicos como el ruido y las vibraciones, y contaminantes químicos como el polvo, las nanopartículas, el amianto, la sílice cristalina respirable (SCR) y los productos utilizados habitualmente en construcción. Todos ellos son materiales desarrollados con la financiación de la Fundación Estatal para la Prevención de Riesgos Laborales, F.S.P., que pueden descargarse, de forma gratuita, desde la web de Línea Prevención.

Desde Hilti, Francisco Blázquez, licenciado en Ciencias Químicas y técnico superior en prevención de riesgos laborales, detalló los riesgos de trabajar expuesto al polvo en la construcción y presentó soluciones técnicas y novedades en herramientas manuales y equipos de trabajo para capturar el polvo en el origen y reducir su concentración en el ambiente.

Explicó que se trata de un riesgo que genera riesgos de seguridad y salud, debido a las enfermedades respiratorias y otros efectos, como irritaciones, que produce en los operarios expuestos, además de aumentar la posibilidad de sufrir accidentes al dificultar la visibilidad y la concentración de los trabajadores. Asimismo, afecta al medio ambiente, produciendo polución en el entorno y a la productividad, ya que se requieren trabajos extra de limpieza, se generan averías por su acumulación en las herramientas y se reduce el rendimiento en el trabajo. Algunos ejemplos de materiales presentes en las obras que generan polvo de SCR son el hormigón, granito, piedra, ladrillo, teja, mármol, azulejo, etc.

Francisco Blázquez García (Hilti) licenciado en Ciencias Físicas, técnico superior en PRL.

Francisco Blázquez García (Hilti) licenciado en Ciencias Físicas, técnico superior en PRL.

Asimismo, afirmó que la construcción “es el sector que tiene mayor número de trabajadores expuestos a agentes cancerígenos”, siendo la sílice uno de los principales, y aportó varios ejemplos relacionados con tareas cotidianas, como realizar una roza en una pared de ladrillo, que genera 17 kilogramos de polvo en una hora, el corte de un bloque de hormigón que genera 12 kilogramos de polvo en una hora, una demolición, 6 kilogramos por hora, y una perforación ligera con broca, 1,5 kilogramos de polvo por hora. Son tareas en las que se puede sobrepasar el límite de exposición permitido si no se adoptan las medidas adecuadas.

Contra estas situaciones, existen diferentes medidas para gestionar el riesgo, como la reducción del polvo mediante su aspiración en el foco donde se produce, la aplicación de métodos húmedos (con aporte de agua), el uso de equipos de protección individual (EPI) y la limpieza con medios de aspiración adecuados, en lugar de barrido o uso de aire comprimido, para evitar la dispersión del polvo en el ambiente.

Asimismo, es necesario disponer de información adecuada sobre los riesgos derivados de la exposición y la forma de prevenirlos, por lo que también es fundamental una formación específica en esta materia, destacando los efectos que la exposición genera a largo plazo.

Por su parte, Sonia Gómez, licenciada en Ciencias Químicas, técnico superior en PRL e higienista industrial de Valora Prevención, se centró en la “Importancia de la correcta identificación y medición de los riesgos higiénicos en la construcción. Responsabilidades derivadas de la ausencia de mediciones e integración de medidas preventivas. Ejemplos prácticos”.

Durante su presentación, Sonia Gómez hizo una exposición y análisis de dos casos prácticos sobre diversos trabajos con presencia y exposición a sílice cristalina, así como una demostración sobre la forma correcta de medir la presencia de sílice cristalina respirable en entornos de trabajo.

Sonia Gómez Ríos, licenciada en Ciencias Químicas, técnico superior en PRL, higienista industrial de Valora Prevención.

Sonia Gómez Ríos, licenciada en Ciencias Químicas, técnico superior en PRL, higienista industrial de Valora Prevención.

“La participación en estos foros es importante para concienciar. Hay muy pocas mediciones en la construcción necesarias para valorar si los procedimientos son adecuados o no, y evitar riesgos laborales y futuras enfermedades”, valoró la técnica en Higiene Industrial.

“Formar e informar es una de las medidas organizativas necesarias para prevenir riesgos laborales”

Recordó que las enfermedades profesionales no se manifiestan de manera inmediata, sino que pueden pasar años antes de diagnosticar una silicosis o un cáncer de pulmón. El protocolo médico establece que hay que guardar un histórico de 40 años y mantener controles médicos periódicos para detectar síntomas y signos precoces de los daños derivados de la exposición a sílice cristalina respirable.

También hizo referencia al nuevo “Protocolo de vigilancia sanitaria específica de silicosis”, establecido a finales de 2020, al clasificarse la sílice cristalina como agente cancerígeno en el Real Decreto 1154/2020. “Si la presencia de sílice cristalina en la composición de una materia prima es superior o igual al 1 % habrá que evaluar los riesgos higiénicos para tomar las medidas preventivas oportunas, y se hará a través de las mediciones, que se hacen imprescindibles” A partir del 31 de diciembre de 2021, el valor límite ambiental será de 0,05 miligramos por metro cúbico.

La presentación concluyó destacando la importancia de “formar e informar a los trabajadores como medida organizativa necesaria para prevenir riesgos laborales”, concluyó Sonia Gómez.

Un momento durante el webinar sobre evaluación y control de los riesgos higiénicos en la construcción.

Un momento durante el webinar sobre evaluación y control de los riesgos higiénicos en la construcción.

La Fundación Laboral de la Construcción ya está trabajando para la organización y celebración de un próximo webinar gratuito sobre la prevención de riesgos laborales en trabajos con maquinaria autopropulsada.

________________________________________________________________

* Si no pudiste asistir al encuentro sobre “Evaluación y control de los riesgos higiénicos en la construcción: Nuevas herramientas y soluciones técnicas”, puedes acceder al vídeo con todas las ponencias que tuvieron lugar el pasado 27 de mayo.

* Inscríbete ya en el próximo webinar, gratuito, previsto para el 10 de junio, a las 11.00 horas, titulado: Modificación del Reglamento de Instalaciones Térmicas en Edificios. ¿Cómo me afecta?”

Conoce y accede a los manuales y recursos de consulta disponibles en Línea Prevención, totalmente gratuitos.

_________________________________________________________________

Related Post

Descubre cómo mantener a raya el coronavirus y evitar nuevos contagios con estas infografías de Línea Prevención

A raíz de la aparición y desarrollo del Covid-19 en nuestro país, el Área de Seguridad y Salud de la Fundación Laboral de la Construcción ha habilitado un espacio en el portal Línea Prevención con información clara y precisa sobre este virus. En él, encontrarás diferentes recursos informativos y enlaces de interés para conocer un poco mejor qué medidas preventivas se deben tener en cuenta para hacerle frente a este virus y recopilar, en un único lugar, las recomendaciones de otros organismos e instituciones del sector.

A través de infografías, podemos encontrar, por ejemplo, información precisa sobre este último brote de coronavirus y las seis medidas de protección básicas para hacerle frente. Entre otras medidas, se encuentran las más frecuentes y ya repetidas de forma habitual, pero muy importantes, como son lavarse frecuentemente las manos con agua y jabón, para eliminar el virus, evitar el contacto cercano con otras personas si se sufre una infección respiratoria, o evitar tocarse los ojos, la nariz y la boca.

infogr4

Detalle de una de las infografías con información sobre el brote de coronavirus Covid-19.

En otra de las infografías se recogen los principales síntomas del virus como la tos, la fiebre y la sensación de falta de aire. Bajo el título “Por tu seguridad y la de todos”, este documento hace un recorrido por la principal vía de contagio del virus, como es el contacto estrecho con las secreciones producidas con la tos o el estornudo de una persona contagiada.

¿Qué podemos hacer para protegernos frente al contagio? En este sentido, la infografía recoge algunas medidas de seguridad e higiénicas que se deben tener en cuenta en el ámbito laboral. Entre las recomendaciones dirigidas a los trabajadores, se incluye la necesidad de tomarse la temperatura corporal y, en caso de superar los 38 grados, quedarse en casa, guardar la distancia de seguridad (de más de dos metros) con compañeros y demás personas en el trabajo, no compartir objetos sin haberlos limpiado antes, así como lavarse las manos frecuentemente o cubrirse la boca y la nariz al toser o estornudar.

Detalle de una de las infografías con aspectos generales sobre el coronavirus Covid-19.

Detalle de una de las infografías con aspectos generales sobre el coronavirus Covid-19.

Por su parte, a los empresarios se les aconseja reforzar la limpieza de aseos y zonas comunes de las zonas de trabajo, ventilar las estancias, así como reducir los viajes de trabajo o fomentar el teletrabajo en los puestos donde sea posible, entre otras medidas.

Junto a estas dos infografías, también se ha elaborado un documento con recomendaciones generales sobre el lavado de manos. Con esta sencilla acción, que debe durar entre 40 y 60 segundos para que sea efectiva, se puede prevenir la propagación de gérmenes para actuar contra las enfermedades infecciosas, como la provocada por el coronavirus. La infografía incluye los doce pasos indispensables para el correcto lavado y secado de manos.

Además de todos estos contenidos, desde Línea Prevención también se han elaborado otros dos documentos informativos que incluyen una infografía con medidas preventivas a aplicar en las empresas de construcción, tanto a pie de obra, como en las oficinas, y otra con medidas preventivas enfocadas a las obras de construcción.

También se ha incluido un apartado con enlaces de interés con aspectos importantes sobre el coronavirus Covid-19. Comunicaciones, normas, informes, vídeos y recomendaciones elaborados por organismos sanitarios y de la construcción para saber cómo actuar o qué medidas preventivas tomar en cada situación o en diferentes trabajos del sector.

Related Post

¿Cómo se pueden reducir los accidentes laborales en la construcción? Consejos para crear una cultura preventiva

La construcción es el sector económico con el mayor índice de incidencia de accidentes laborales de España. A pesar del descenso de más del 38 % registrado en los últimos diez años, este indicador, que relaciona el número de accidentes con el número de trabajadores, sigue en este sector muy por encima de otros como el agrario o la industria.

Además, desde 2014 este valor ha vuelto a crecer. En el año 2017, el índice de incidencia se quedó en los 8.057 puntos para todos los grados de lesión, un 17,7 % más que en 2014. Por Comunidades Autónomas, destaca el índice registrado en Baleares, con 11.433, a gran distancia del resto de Comunidades. Por detrás encontramos a Melilla, con 9.385 y Andalucía, con 9.209, según el informe especializado del Observatorio de la Construcción.

Instrucciones preventivas dadas a una inspectora de trabajo durante una formación en el Centro de Badalona.

Instrucciones preventivas dadas a una inspectora de trabajo durante una formación impartida por la Fundación en el Centro de Badalona.

En los últimos años, desde el sector se han realizado importantes esfuerzos para mejorar las cifras de accidentabilidad. Sin duda, una de las grandes medidas es la implantación, de manera pionera, de la formación obligatoria por oficio a los trabajadores del Convenio General del Sector de la Construcción (CGSC). No hay que olvidar tampoco que las mejoras en la evolución de las cifras han sido impulsadas por la promulgación de la Ley de Subcontratación, la mayor concienciación de grandes promotores públicos y privados, la mejora de procesos y medios por parte de grandes y medianas empresas constructoras, el aumento de la presión por parte de la Inspección de Trabajo o la mayor experiencia de los técnicos de prevención de obras y coordinadores de seguridad y salud.

Para seguir mejorando los datos, reforzar estas acciones y crear una cultura preventiva real en el sector, aquí van una serie de consejos:

  • Integrar la prevención desde el proyecto. Es decir, conseguir que la PRL se integre en el diseño de un edificio y que esté presente en el futuro mantenimiento del mismo. Todo este proceso pasaría por la implicación de promotores, proyectistas o colegios profesionales. Además, la llegada de la construcción 4.0 a través del uso de la metodología BIM o de prefabricados pueden ayudar a conseguirlo. También hay que destacar la importancia de la planificación por parte de todos, sobre todo en las obras sin proyecto.
  • Fomentar la integración de la prevención en la planificación de la obra. Es decir, pensar cómo ejecutar los trabajos de manera segura, controlar los procesos y asegurarse de que todos los trabajadores conocen estos procedimientos.
Una de las citas de la campaña de "Seguridad + Cerca de la Escuela" en la Comunidad Valenciana.

Una de las citas de la campaña de “Seguridad + Cerca de la Escuela” realizada en la Comunidad Valenciana.

  • Mejorar la formación en seguridad y salud de todos los que forman parte de una obra. Para lograrlo, se podría aumentar dicha formación en los estudios universitarios del sector o en la formación dirigida a profesionalizar a los trabajadores. De este modo, se deberían aumentar las plazas formativas de FP y Certificados de Profesionalidad del sector, integrando producción y prevención en origen. El avance hacia una cultura preventiva eficaz parte de la concienciación a los más pequeños, sobre la importancia de la prevención en cualquier trabajo. Un ejemplo de esta medida está en la campaña ‘Seguridad más cerca de la escuela’ de la Fundación Laboral, en la que el pasado año participaron más de 4.400 niños y niñas de primaria. Asimismo, se debe apostar por una formación más práctica y periódica o por la sensibilización de trabajadores y empresarios, incluyendo nuevas herramientas como los ‘juegos serios’.
  • Divulgar las novedades técnicas. Administraciones públicas, servicios de prevención y la propia Fundación Laboral deben dar a conocer a los empresarios, o servicios de prevención las últimas máquinas y equipos de trabajo del mercado, para que puedan ser utilizadas a pie de obra de forma segura.
  • Ofrecer un mayor apoyo y concienciación a las pymes, para que puedan integrar la seguridad y la salud en sus procesos constructivos, ya sea a través de asesoramiento en seguridad y salud, visitas informativas a obras o jornadas de divulgación de novedades.

Además de la seguridad, se tendrá que hacer frente a los nuevos retos de la salud a los que se encamina la construcción: los riesgos ergonómicos (para evitar uno de los accidentes más habituales en el sector: el sobreesfuerzo) o higiénicos (enfermedades profesionales relacionadas con el trabajo con sílice cristalina, o consecuencia del polvo, ruido o vibraciones), así como los aspectos psicosociales (estrés).

* Echa un vistazo al informe “Accidentabilidad en la Construcción 2017″, elaborado por el Observatorio Industrial de la Construcción.

Autor: David Sáez, director del Área de Seguridad y Salud de la Fundación Laboral de la Construcción.

 

 

Related Post