Evolución de la formación en prevención de riesgos laborales

Si visitas el Museo del Prado de Madrid, encontrarás uno de los lienzos más representativos de Goya: “El albañil herido”. La obra representa a dos compañeros auxiliando y portando en brazos a otro que ha sufrido un accidente. Este cuadro data de 1786. ¿Y por qué te cuento esto? Pues aparte de para aconsejarte que visites museos, para que nos maravillemos de cómo ha cambiado la formación en materia prevención de riesgos laborales.

En el s.XVIII los obreros eran socorridos en brazos. Tres siglos más tarde, los riesgos laborales no sólo se previenen, sino que para poder desarrollar trabajos en una obra de construcción es necesario conocer las técnicas para hacerlo.

Te hablo de hace tres siglos, pero mucho antes ya era un tema importante para los dirigentes de cada época. Te pondré dos ejemplos: en el código del Rey babilonio Hammurabi (1760 a. C), un arquitecto que hubiese construido una casa que se desplomase sobre sus ocupantes provocando el fallecimiento de estos, era condenado a la pena de muerte. En el s.XVIII en España se reguló el modo de formar andamios en las obras públicas y privadas de la Corte, “para evitar las desgracias y muertes de operarios”. Este precepto se encuentra plasmado en un Edicto de Carlos III del 3 de diciembre de 1778.

Con esto te quiero explicar que los riesgos laborales ya eran contemplados hace mucho tiempo y, aunque la normativa aplicable a la formación en este campo es relativamente reciente, cuenta con novedosos métodos de aprendizaje.

Por ejemplo, en la Fundación Laboral de la Construcción los trabajadores que aprenden a utilizar una grúa torre tienen a su servicio equipos que simulan su manejo, para que se centren en cuestiones técnicas evitando así riesgos para ellos y para los demás.

El sistema e-learning también supone una revolución. Aprender en cualquier momento adaptando tus horarios y necesidades. Poniendo también como ejemplo a la Fundación Laboral, los alumnos disponen del “Campus Virtual” con tutores de apoyo para resolver sus dudas. Pero estos sólo son dos ejemplos para que veas que aprender, con la ayuda de la tecnología, es cada vez más fácil.

Y al hilo del cuadro del que te hablaba, hoy en día ese accidente tal vez se podría haber evitado aplicando las normas sobre seguridad y salud laboral y gracias a los recursos formativos existentes.

Si aún te quedan dudas, en este video puedes conocer cómo actuar ante un accidente como el de la obra de Goya.

¡Hasta la próxima!

Related Post

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>