Los retos de la implantación del uso de BIM en España

El pasado 14 de marzo se celebró el Encuentro BIM Construible 2018, una jornada dedicada al intercambio de experiencias e impresiones sobre las posibilidades de BIM (Building Information Modeling) con representantes y expertos implicados en el sector. David Rodríguez, asesor técnico de BIM de la Fundación Laboral de la Construcción, participó en el encuentro junto a Roberto Rojas, director de la Comisión BIM de IFMA España; Jorge Torrico, subdirector de BIM en Ineco y coordinador de la Comisión es.BIM del Ministerio de Fomento; Javier Zangróniz, BIM manager y coordinador BIM de Vía Célere; Lorena Alonso, responsable de Arquitectura y Coordinación BIM de Grupo Avintia; Estefanía Alcarazo, arquitecto jefe de Edificación y Prescripción de LafargeHolcim España; David Antón, BIM expert de Saint-Gobain; Ismael Martínez, socio fundador de Sero City Project y Joaquín Araujo, BIM manager director I+D+i de Morph Estudio.

Encuentro BIM Construible

La mesa, organizada por el Grupo Tecma Red y promovida por LafargeHolcim, fue moderada por Inés Leal, directora Editorial y de Desarrollo de la entidad. El primer asunto abordado por los expertos fue la hoja de ruta para convertir el uso de BIM en obligatorio en toda licitación pública marcada por es.BIM, la Comisión puesta en marcha por el Ministerio de Fomento hace tres años con el objetivo de fomentar la implantación de BIM en nuestro país.

Jorge Torrico tranquilizó a los asistentes asegurando que la transición será “gradual y progresiva”, marcando unos “umbrales mínimos” en la implantación de un modelo que supone un gran cambio para el sector de la construcción. Para el Ministerio de Fomento “las fechas de obligatoriedad no son un fin, sino el inicio del proceso”. Sin embargo, promotores, asociaciones y estudios de arquitectura reclaman una mayor información sobre el proceso, además de un establecimiento claro de la trayectoria a seguir en relación con el uso de BIM en proyectos de infraestructuras y edificación. En este sentido, Torrico anunció que Fomento prepara la publicación de una guía de ayuda para la elaboración de Pliegos de Obra teniendo en cuenta esta metodología, que estará publicada en mayo.

Los participantes coincidieron en afirmar la necesidad de tener una Administración Pública con una estrategia clara de implantación BIM, que impulse al sector a percibir la importancia y la utilidad de llevar a cabo la inversión y la formación necesaria para adoptar el sistema BIM. Más prioritario si cabe, cuando la edificación en España “está conformada en su mayoría por empresas de entre uno y veinte trabajadores, lo que les supone un esfuerzo económico muy importante en licencias y formación”, señaló David Rodríguez.

El asesor de BIM de la entidad paritaria recalcó que “hay tanto donde avanzar que BIM se tiene que convertir en una oportunidad para evolucionar e innovar en el sector, hasta llegar a convertirse en una industria propia”.

Del mismo modo, los asistentes estuvieron de acuerdo en establecer un protocolo de estandarización para que todos puedan “hablar el mismo idioma” en el proceso, el formato de archivo estándar IFC, modificable aunque posiblemente no del todo seguro, como apuntó Alcarazo. Esta estandarización también se extiende a los elementos a incluir en el diseño, ya que deberían incluir todo el ciclo de vida del edificio, representando así su funcionalidad hoy y en el futuro.

Durante el encuentro, los participantes llegaron a la conclusión de que el verdadero motor de desarrollo de BIM es la propiedad. El promotor debería ser el más interesado en su implantación ya que BIM permite obtener inmuebles acordes a las necesidades del usuario en plazo y costes previstos. A pesar de ello, es el agente al que más cuesta convencer. Por ello, todos los profesionales implicados en el proceso deben hacer pedagogía para que el sector de la edificación en España logre innovar y adaptarse al futuro, mejorando su transparencia, calidad y sostenibilidad.

* Si quieres ampliar tu información sobre las conclusiones de los asistentes al encuentro, no te pierdas el vídeo resumen Encuentro BIM Construible 2018.

 

Related Post

Radiografía del sector en 2017, primer informe del Observatorio Industrial de la Construcción

El pasado jueves 5 de abril y tras casi dos años de trabajo, la Fundación Laboral por fin tuvo el gusto de lanzar el nuevo Observatorio Industrial de la Construcción, un punto de encuentro cuyo principal objetivo es detectar las necesidades de los trabajadores y empresas del sector, para poder anticiparse a las tendencias que están por llegar.

De esta manera, el Observatorio Industrial de la Construcción se erige como un nuevo espacio para el diálogo y la reflexión, en el que todos los agentes sociales participarán y aportarán sus respectivos punto de vista. En la web del Observatorio se publicarán periódicamente datos sectoriales actualizados y sus conclusiones, así como diferentes informes sobre distintas temáticas, como el presentado el 5 de abril sobre “Formación y cualificación en el sector“.

Asimismo, en el acto de su presentación en sociedad, también se dio a conocer un estudio a modo de radiografía sectorial del sector en 2017, donde se analizaban diferentes datos y variables del sector -número de afiliados, empresas constituidas, visados, e hipotecas, entre otros- y se extraen una serie de conclusiones.

Así, por ejemplo, aunque ya hay muchos indicadores que reconfirman una clara recuperación del sector, sin embargo, la caída acumulada de la licitación pública, de un 67,2% en los últimos nueve años, influye negativamente en el empleo y en la creación y mantenimiento de empresas, así como en la conservación de nuestras infraestructuras.

Se observa un crecimiento en las pymes inscritas en la Seguridad Social, así como un aumento de las contrataciones de personas mayores de 60 años. En cambio, los datos reflejan la necesidad acuciante de incorporar mano de obra joven y cualificada, un reto que el sector debe afrontar apostando de manera definitiva por la formación profesional y reforzando la cualificación de los profesionales del sector en algunos aspectos, como por ejemplo, las competencias digitales.

A continuación ofrecemos un resumen de los principales datos de este informe sectorial, elaborado también por el Observatorio Industrial de la Construcción.

Infografía anual 2017

 

 

Related Post

Conoce la Guía de buen gobierno para pequeñas y medianas empresas

Atención pymes: se acaba de publicar una Guía de buen gobierno para empresas pequeñas y medianas, que pretende ser un manual práctico y esquemático de fácil consulta, mediante el cual las empresas pueden determinar el grado de implantación de medidas de buen gobierno en el entorno, mediante la cumplimentación de un sencillo test con 20 preguntas.

Elaborada por la Comisión de Responsabilidad Social Corporativa del Registro de Economistas Auditores del Consejo General de Economistas, y editada conjuntamente por la Cepyme y el Consejo General de Economistas (CGE), la Guía incluye 12 principios básicos y 26 recomendaciones de buen gobierno para que las pymes puedan implantar medidas que optimicen su desempeño (económico, social y medioambiental), favorezcan las relaciones con sus grupos de interés y aumenten su competitividad.

buengobierno

La Guía organiza las 26 recomendaciones a las pymes por temas tales como: “Generales”, donde se apuesta por extender el principio de transparencia a las políticas fiscales; sobre el “órgano de administración”, entre las que propone programas de formación en temas de sostenibilidad y responsabilidad social; sobre “riesgos”, donde se establece una política de control y gestión; de “Responsabilidad social corporatica (RSC)” y de “remuneración”.

Durante la presentación de la Guía el pasado 15 de febrero, el director general de Política Económica del Ministerio de Economía, Industria y Competitividad, Rodrigo Madrazo, destacó la importancia de este manual “a la hora de abordar algunos de los problemas estructurales a los que se enfrentan este tipo de compañías, como el acceso a la financiación”.

Desde la Cepyme, su presidente, Antonio Garamendi, defendió que la aplicación de prácticas y procesos de buen gobierno “es un factor horizontal decisivo para generar valor en las empresas, mejorar su eficiencia económica y reforzar la confianza de clientes, inversores, proveedores y empleados”.

(De izda. a dcha.):Max Gosch, Rodrigo Madrazo, Antonio Garamendi, Valentín Pich y Carlos Puig de Travy

(De izda. a dcha.):Max Gosch, Rodrigo Madrazo, Antonio Garamendi, Valentín Pich y Carlos Puig de Travy (Foto CEPYME)

Por su parte, Valentín Pich, presidente del Consejo General de Economistas de España, se refirió a la Ley 9/2017 de Contratos del Sector Público -entre cuyos objetos se encuentra facilitar la participación de las pymes en la contratación pública-, que entrará en vigor el próximo 9 de marzo, y recordó que esta norma incorpora requisitos sobre buen gobierno y responsabilidad social corporativa. “La contratación pública en España supone el 20% del PIB, y si las pymes quieren concurrir a este mercado, habrán de ponerse necesariamente al día en materia de buen gobierno y RSC”, añadió.

Finalmente, según el presidente del Registro de Economistas Auditores del citado Consejo General (REA-CGE), Carlos Puig de Travy, el buen gobierno se ha convertido en un tema de “vital importancia” en las empresas, ya que “gestiona y controla la creación de valor y el uso eficiente de los recursos, fomentando la transparencia de la información”.

Related Post